Carrito

Ya me he registrado:

Recuperar contraseña

Ver tu carrito

Los orígenes trotskistas de la FNAC. Josep Mengual

Los orígenes trotskistas de la FNAC. Josep Mengual

A la vista de la manera en que entró en el siglo XXI la enorme empresa de venta de libros, discos, entradas de conciertos y todo tipo de cachivaches electrónicos Fnac, no sólo resulta asombroso el origen y trayectoria previa de sus fundadores, sino que incluso resulta sorprendente el significado original de esas siglas, Federation Nationale d’Achats (Federación Nacional de Compras), reconvertido luego en su primera deriva sospechosa en Fédération Nationale d’Achats des Cadres (Federación Nacional de Compras para los Ejecutivos Medios).

La primera piedra de lo que hoy constituye una red de almacenes, que a su vez forma parte de un inmenso grupo empresarial (Groupe Fnac Darty), la pusieron en 1954 dos hombres cuyas intenciones al hacerlo quizá queden bien explicadas por sus trayectorias biográficas, André Essel (1918-2005) y Max Théret (1913-2009), apasionados ambos de la fotografía que habían coincidido ya en 1935 en la creación de la organización trotskista dirigida por Yvan Craipeau (1911-2001) Jeunesses Socialistes Révoluctionaires (Juventudes Socialistas Revolucionarias). Al parecer, quien les puso en contacto fue el pintor Fred Zeller (1912-2003), militante también de las JSR y quien había sido secretario de Leon Trotski en Noruega.

Sin embargo, otro aspecto importante para entender su éxito es el contexto en que se produce este nacimiento, en un momento en que han aumentado tremendamente en Francia los ciudadanos con estudios superiores, una vez dejados atrás los efectos más duros de la guerra, y cuando está a punto de iniciarse el amplio período (1958-1969) del escritor  André Malraux (1901-1976) al frente del Ministerio de Cultura, durante el cual pondrá en marcha y extenderá por todo el país las Maisons de Jeunes et de la Culture.

Max Théret, hijo de un jefe de sección en los grandes almacenes Printemps, había entrado en 1931 en el Mouvement des Jeunes Socialistes, y en 1934 es testigo como fotógrafo de la revolución de Asturias, lo que le llevó luego a implicarse personalmente en la campaña electoral de 1936 al lado del Frente Popular y a combatir como voluntario en la guerra civil española hasta 1938. Durante la guerra mundial combate en la Resistencia, y una vez concluida la misma se hace conocido como fundador de Économie Nouvelle, una central de compras destinada a los funcionarios.

Seguir leyendo en el blog Negritas y cursivas.

 

Si quieres estar al día de las actividades, colecciones, propuestas, cursos, información destacada semanalmente del sector del libro y la cultura, DATE DE ALTA en el Boletín semanal de Trama Editorial.¡NO TE ARREPENTIRÁS!

Si únicamente quieres recibir información de nuestras novedades. Lo puedes hacer aquí: acceder.

Jornada: Del autor al lector: el comercio y distribución del libro medieval y moderno

Jornada: Del autor al lector: el comercio y distribución del libro medieval y moderno

El próximo 5 de mayo el grupo de investigación del proyecto Sumptibus: edición, producción y distribución del libro en las Edades Media y Moderna, en colaboración con la Biblioteca Histórica “Marqués de Valdecilla” de la Universidad Complutense, presenta sus Jornadas de trabajo “Del autor al lector: el comercio y distribución del libro medieval y moderno”.

9.30: Presentación. A cargo de Manuel José Pedraza Gracia (Universidad de Zaragoza), responsable principal del proyecto.
9.40-10.00: Francisco Gimeno Blay (Universidad de Valencia): Entre el autor y el lector: el proceso de escrituración de los sermones de san Vicente Ferrer.
10.00-10.20: F. Javier Docampo Capilla (Biblioteca Nacional de España): “Heures me fault de nostre dame”: demanda y comercio de libros de horas en la Europa bajomedieval.
10.20-10.40: Camino Sánchez Oliveira (Universidad de Zaragoza). La posesión de “libro de uso” en bibliotecas privadas: entre la herencia y la compra, entre el inventario y el catálogo, sobre el autor y el lector.
10.40-11.00: Carlos Clavería Laguarda (Investigador Independiente). Este libro no vale nada.
11.00-11.30: Pausa/Descanso
11.30-11.50: Yolanda Clemente San Román (Universidad Complutense de Madrid). Los catálogos de venta de libros: una tipología editorial de la Edad Moderna.
11.50-12.10: Nicolás Bas Martín (Universidad de Valencia). Así nos vieron. Libros españoles en la Europa del siglo XVIII (París y Londres).
12.10-12.30: Alberto Gamarra Gonzalo (Universidad Complutense de Madrid). El comercio del libro español en el primer tercio del XIX: la correspondencia de José Hidalgo.
12.30-12.50: Trevor Dadson (Queen Mary University of London). La publicación y diseminación de obras de entretenimiento en la España del siglo XVII.
12.50-13.45: Debate
*Las inscripciones deberán dirigirse al siguiente correo, figurando email y lugar de trabajo: yolicle@filol.ucm.es
Lugar de celebración
Biblioteca Histórica Marqués de Valdecilla
C/ Noviciado, 3
Madrid
Viernes, 5 de mayo de 2017

Si quieres estar al día de las actividades, colecciones, propuestas, cursos, información destacada semanalmente del sector del libro y la cultura DATE DE ALTA en el Boletín semanal de Trama Editorial.¡NO TE ARREPENTIRÁS!

Si únicamente quieres recibir información de nuestras novedades. Lo puedes hacer aquí: acceder.

 

Edición colaborativa, El Club de los Lectores. Josep Mengual

Edición colaborativa, El Club de los Lectores. Josep Mengual

Los Libros de Enlace ha quedado en la historia de la edición española como un caso singular en el que una serie de editoriales con afinidades políticas y estéticas, y con vínculos personales más o menos estrechos entre sus responsables, consiguieron poner en pie una interesante colección de libros de bolsillo (en la que hay sin embargo algunas disonancias clamorosas). De la confluencia de las barcelonesas Barral, Lumen, Tusquets, Laia, Edicions 62, Fontanella, Anagrama y la madrileña Cuadernos para el Diálogo, a la que se sumó durante un breve tiempo la también barcelonesa Edhasa, surgió un catálogo con algunos de los libros más interesantes y rentables que habían publicado cada una de ellas.

Hacia el año 2001, parecía recoger el testigo Quinteto, que aglutinaba inicialmente a Anagrama, Edhasa, Salamandra, Tusquets y dos editoriales del Grup 62 (Península y Muchnik), entre cuyos objetivos declarados se contaba tanto la voluntad de tener presencia en los puntos de venta, en un momento en que proliferaban las ediciones de bolsillo (Punto de Lectura, Booket, Debolsillo…), como preservar la autonomía frente a los grandes grupos, pero en cuanto se puso la producción en manos de Planeta ya empezó a intuirse que no tendría un final brillante.

Seguir leyendo.