Carrito

Ya me he registrado:

Recuperar contraseña

Ver tu carrito

El libro, el debate impreso-digital. Olegario M. Moguel Bernal. En torno a Las razones del libro de Robert Darnton

El libro, el debate impreso-digital. Olegario M. Moguel Bernal. En torno a Las razones del libro de Robert Darnton

Complemento, no sustituto

En reciente viaje por avión debí suspender mi amena lectura de un libro electrónico cuando al despegar nos exhortaron a apagar todos los dispositivos, mientras mi compañero de asiento continuó leyendo con placidez su libro en papel. Recordé ayer este episodio porque di prestado un libro a un incipiente comunicólogo, lo que me llevó a pensar que, de no tenerlo en forma física no lo hubiera podido prestar. En ambos casos me vi en medio del debate entre lo impreso y lo digital, print y web.

Fui, pues, a mi librero y recurrí a Darnton.

En un magnífico ensayo, Robert Darnton expone sus razones contra la sepultura de los libros impresos a manos del tsunami de las obras por internet. No obstante ser fundador —a fines de los noventas— del programa Gutenberg-e, primer proyecto serio de digitalizar libros para ser consultados globalmente on-line, Darnton, director de la biblioteca de la Universidad de Harvard, defiende el carácter físico del libro como indispensable para la transmisión de ideas. Es decir, su visión no es excluyente, sino complementaria.

En realidad, la digitalización ha derivado en una mayor democratización del conocimiento. Por citar un ejemplo: Harvard posee el mayor acervo de documentos de Ucrania, que pondrá al servicio del mundo cuando sean digitalizados, importante labor para difundir la historia y civilización de un país que ha perdido gran parte de sus archivos históricos a causa de las guerras. La difusión proveniente de la digitalización de documentos de este tipo se convierte así en una fuerza contraria a lo que hoy puede considerarse la democratización del desconocimiento, de la mala información o del conocimiento banal.

Las generaciones actuales asistimos a uno de los cuatro grandes momentos en la historia que han marcado cambios en la manera de informar y ser informados, según la interesante clasificación del autor: el primero, en el 4,000 a.C., cuando la raza humana aprendió a escribir.

Seguir leyendo en Diario de Yucatán.

Comprar libro.

Si quieres estar al día de nuestras actividades, colecciones, propuestas, cursos, ofertas, date de alta en nuestro boletín semanal.